dijous, 27 d’octubre de 2011

Nanoland (by Santillana)





Para niños entre 6 y 15 años

Disponible en español, inglés y portugués, nace hoy Nanoland, un MMOG (videojuego multijugador masivo en línea) para niños de entre 6 y 15 años que viene de la mano de Inevery, centro de innovación digital promovido por Santillana.


El juego pretende que la diversión y el aprendizaje de habilidades estén cogidos de la mano, incorporando una capa pedagógica que permite a los padres analizar la progresión de sus hijos en las diferentes destrezas.
[...] fomenta el desarrollo psicomotriz, cognitivo y actitudinal de los niños que aprenderán a relacionarse con otros niños y otros entornos. De acuerdo con sus intereses, podrán adquirir habilidades para la magia, la música o los deportes e integrarse en clubes de estas materias para generar una mayor interacción con el resto de jugadores con los que compartan inquietudes.
Con más de treinta minijuegos, hay cinco mundos virtuales por descubrir, mostrando una la zona de los monstruos, otra de magia, otra de diversión, otra de música y una última para los robots. Nanoland ofrece juegos en abierto que son gratuitos para todos los jugadores, y juegos a los que se accede a través del modelo de suscripción o micropago.

Nanoland es el mundo mágico donde viven los nanos, seres muy parecidos a nosotros pero, al mismo tiempo, muy diferentes. Surgen de la tierra en una burbuja que se convertirá en su hogar. Son curiosos por naturaleza, buenos amigos, solidarios, muy alegres, pero les cuesta recordar todo lo que sabían antes de llegar a Nanoland. Les gusta las aventuras, descubrir, resolver enigmas y cumplir misiones.

En Nanoland las palabras tienen tanta fuerza que se pueden volver realidad. Los nanos tienen la necesidad innata de explorar y, al hacerlo, descubren un mundo lleno de maravillas y misterio, de seres increíbles y de otros nanos.

1 comentari:

  1. La Meva filla s'ha posat a jugar-hi i no li ha agradat gaire; a més, jo hi he vist alguna cosa per guanyar diners, que no m'ha fet gaire patxoca.

    ResponElimina